Una reina que se queda en la tierra colorada

Patricia Graciela Skletek tiene 23 años y, a pesar de su ascendencia polaca, afirma que si bien le gustaría conocer la tierra de sus ancestros, se queda a vivir en Misiones.

Patricia Graciela Skletek tiene 23 años y representa a Polonia

Tener una guardería y formar una familia. Ésas son las aspiraciones de la candidata a Reina del Inmigrante de la colectividad polaca, quien encuentra su ascendencia por parte de su padre. Sus tatarabuelos se trasladaron a Misiones de Polonia a Cerro Azul, allá por el 1900. “Después de desparramaron porque tenemos parientes en Oberá, en Puerto Rico, en Jardín América”, afirma la candidata a soberana.

Con 23 años, le encantan los animales, los bebés y las plantas. Por otra parte, cuenta que no emigraría ya que ama su provincia y a su país, tiene sus costumbres en Misiones, aunque sí le gustaría poder conocer la tierra de sus antepasados. Es por ello que su familia está tramitando la doble nacionalidad para viajar.

Patricia se siente más identificada con la colectividad polaca ya que “mi apellido es polaco y hay más influencia polaca que alemana en mi familia. Además, comemos comida que prepara mi abuela paterna”. Es por ello que conoce la historia del escudo polaco. Un rey tenía tres hijos y cuando éste muere, los tres deciden tomar diferentes caminos. Uno de los tres, llega a una montaña y ve en un árbol a un águila, que protegió con sus alas el nido que estaba cuidando. Al ver esto, el príncipe pensó que ése sería el escudo de Polonia. Lo mismo sucedió con la bandera de ese país, cuando vio al águila con la puesta de sol. El rojo representa la puesta de sol y el blanco es el águila.

Trajes de princesas
La Colectividad Polaca se vale de trajes que muestran el esplendor de la nobleza y de épocas de antaño.
Patricia cuenta de historia de uno de los trajes, que usó María Walewska, una chica de familia muy humilde, que se hizo popular por su relación con Napoleón Bonaparte. “Nació en Polonia y era de una familia muy humilde. Gracias a su belleza física, entra en el círculo de la nobleza al casarse con el conde de Walewska, que era un anciano, cuando ella tenía sólo 18 años.

En un principio, María no aceptaba a Napoleón a pesar de que sus allegados le recomendaban que lo hiciera. Tiempo después, se conocieron, se enamoraron y hasta tuvieron un hijo”, relató.

Para votar por ella, ingresá a http://cort.as/2HDz

Territorio Digital, Misiones
19.08.2012

 


The International Raoul Wallenberg Foundation
Godzina Polska - La Hora de Polonia

El Águila Blanca es parte del proyecto “Las huellas polacas en la República Argentina”


Museo Roca, Ministerio de Cultura, Presidencia de la Nación. © 2003 - 2016
El Águila Blanca Museo Roca - Insitituto de Investigaciones Históricas Condecoración otorgada a Claudia Stefanetti Kojrowicz